Tras presentarse dos candidaturas a la Secretaría General del PSOE, tanto de Carme Chacón como de Alfredo Pérez Rubalcaba, me parece el momento de analizar en detalle la situación de los españoles en el exterior dentro de este proceso. Si leemos la Ponencia Marco del 38 Congreso federal del PSOE, que presentó la Comisión Ejecutiva Federal, vemos que la parte destinada a la diáspora española se limita a un párrafo:

409. No olvidamos tampoco que hemos sido un país de exilio y emigración. Los grandes avances en la consolidación de derechos y mejora del bienestar social de los españoles en el exterior se han realizado con gobiernos socialistas. Esto ha quedado reflejado en los últimos años en la aprobación del Estatuto de la Ciudadanía Española en el Exterior, la creación de las pensiones de los niños de la guerra, la ampliación de prestaciones sociales y la modificación en materia de nacionalidad. Defendemos que los ciudadanos españoles residentes en el exterior constituyen un enorme aporte para nuestro país. Así pues, la extensión de los derechos civiles y políticos de estos ciudadanos seguirá siendo una prioridad para el PSOE en su tarea de oposición.

Lo mínimo que se puede decir de este párrafo es que resulta extremadamente genérico, políticamente limitado y vago. No ofrece ningún compromiso claro. Su ubicación al final del documento dice bastante de la mejorable importancia que el actual aparato federal del partido le concede a este colectivo de casi dos millones de ciudadanos. Tras un programa electoral 2008 de Zapatero que prometía la representación parlamentaria de los españoles en el exterior como medida estrella y un programa 2011 de Rubalcaba que prometía lo mismo (aunque esta vez ya solamente en el Senado), me parece triste que aún tengamos que luchar por la inclusión de este punto en la resolución final y que no figure de entrada en el texto sometido al debate. No sé si es falta de visión política del aparato, mal genio de algún cabecilla o ambos.

Carme Chacón

El 20 de diciembre de 2011 se presentó el manifiesto Mucho PSOE por hacer, firmado por Carme Chacón y 24 otros afiliados, que menciona a la militancia en el exterior (punto 21).

El manifiesto ha sido completado el 29 de diciembre por todo un anexo temático y específico “Ciudadanía española en el exterior“, redactado desde el exterior y no desde Madrid: así se abrió el foro número 3 de Mucho PSOE por hacer, en el que los militantes y ciudadanos todavía pueden aportar ideas y completar el anexo. El anexo propone, entre otras medidas:

  • representación política de la ciudadanía española del exterior, tanto en las instituciones como en la dirección del Partido
  • representación parlamentaria directa, en condiciones de igualdad democrática con los demás españoles: creación de distintas circunscripciones electorales en el exterior para la elección de diputados y senadores que representen a la ciudadanía del exterior
  • acabar con el voto rogado y volver al sistema de envío automático del material de voto al elector en el exterior
  • implementar el voto por internet como método complementario para los que lo prefieran

Además, la plataforma Mucho PSOE por hacer ha incorporado en su anexo temático orgánico “Por un nuevo PSOE” (foro 5), la creación de un área específica en la Comisión Ejecutiva Federal, es decir lo que podría ser la Secretaría de Españoles en el Exterior.

Alfredo Pérez Rubalcaba

El 4 de enero, el equipo de Alfredo Pérez Rubalcaba presentó el documento “38 propuestas y más“, que plantea lo siguiente:

  • actualizar el papel de las Agrupaciones en el exterior con el fin de prepararlas para la labor que tendrán que ejercer cuando la ciudadanía en el exterior pueda elegir a sus representantes en las Cortes Generales

Conclusiones

No tendremos más remedio que enviar serias enmiendas a la Ponencia Marco, que es claramente insuficiente al rebajar el listón del programa 2011, que ya se había quedado corto en comparación con el del año 2008.

Ayer, desde mi Twitter, he preguntado (a las 10:48) a la cuenta de Rubalcaba: “Qué significa eso de ‘actualizarnos’ y ‘prepararnos’ a las agrupaciones del exterior en vuestra propuesta 16?” No tuve respuesta, pero creo que el párrafo podía haber adoptado una visión algo menos paternalista. No me extraña la formulación, ya que el actual aparato de Ferraz, que asesora a Rubalcaba en la materia, lleva años mirando a la militancia en el exterior desde un punto de vista extraordinariamente arrogante y pedante sin que ello le parezca mínimamente problemático. Lo que tenía que haberle propuesto a la cuenta Twitter del equipo de Rubalcaba es que quien tiene que “actualizarse” y “prepararse” es el propio aparato federal…

Si a todo esto sumamos el hecho significativo que Chacón es la única en contar activamente con afiliados del exterior en la configuración de su proyecto, creo que tenemos encima de la mesa elementos más que suficientes para evaluar la situación desde la federación y las agrupaciones del exterior. Pero cada cual debe efectuar su propio análisis, siendo totalmente libre de opinar lo contrario. Para eso defendemos la democracia.

Anuncios